Cuando usted se lesiona en el trabajo, a veces puede ser difícil conseguir la cobertura que merece. Pero cuando su lesión se suma a una antigua -empeorando una condición preexistente- es aún más difícil.

Para efectos de la indemnización laboral, una condición preexistente es una enfermedad o lesión que usted tenía antes que ocurriera su lesión en el lugar de trabajo. A menudo se trata de problemas residuales de lesiones anteriores, como daños en los tejidos blandos o en los nervios. Pero también incluye enfermedades crónicas como la diabetes, el asma, la osteoporosis o incluso la depresión. Una enfermedad preexistente puede ser algo que usted sabía que tenía antes de su lesión. También puede ser algo que descubra en el momento de la lesión, como el hallazgo de signos de artritis después de la toma de imágenes por un esguince. 

¿Las condiciones preexistentes están cubiertas por la indemnización laboral?

De acuerdo con la ley de indemnización laboral de Georgia, una lesión debe estar directamente relacionada con su trabajo para ser pagada. Pero los beneficios de la indemnización laboral también cubrirán las lesiones en el lugar de trabajo que agraven una condición preexistente. Por ejemplo, digamos que usted se lesionó el cuello en un accidente de coche años antes, pero no tenía ningún tratamiento reciente. La indemnización por accidente de trabajo cubriría la fisioterapia y la baja laboral si se vuelve a lesionar el cuello moviendo cajas en el trabajo. Si ya estaba recibiendo fisioterapia, pero ahora necesita cirugía, la indemnización por accidentes de trabajo sólo cubriría las nuevas necesidades de tratamiento. 

Es comprensible que la diferenciación sea bastante compleja. Si tiene artritis en las manos y las muñecas y luego experimenta el síndrome del túnel carpiano relacionado con el trabajo, es difícil demostrar dónde termina una condición y comienza la otra. 

También es complicado cuando la lesión preexistente es el resultado de un accidente laboral. En estos casos, las prestaciones suelen reducirse para compensar el pago anterior. 

Qué hacer si la compañía de seguros decide rechazar su reclamación

Desgraciadamente para los trabajadores lesionados, las compañías de seguros suelen denegar los casos en los que se trata de enfermedades o lesiones preexistentes. Pero es importante no rendirse. La compañía de seguros tiene la obligación de cubrir su lesión en el lugar de trabajo si se produjo en el trabajo, incluso si su lesión agravó un problema existente. 

Usted tendrá que estar preparado para demostrar que su lesión en el trabajo empeoró su problema existente. En este caso, puede ser útil contar no sólo con la opinión de un profesional médico, sino también con su historial de tratamiento. Usted también querrá hablar con un abogado de indemnización laboral de Georgia con experiencia.

Un abogado de indemnización laboral de Atlanta puede guiarlo a través del proceso y prepararlo para la posibilidad de un examen médico calificado – una revisión médica por terceros solicitada por la compañía de seguros.  

La verdad es que los casos que involucran lesiones existentes o condiciones crónicas a menudo requieren negociaciones, pero un abogado experto en indemnización laboral puede dedicarse a conseguir la indemnización que usted merece.

Los abogados de indemnización laboral de Georgia

Si usted se ha lesionado en el trabajo y le preocupa que su condición preexistente complique su reclamo, estamos aquí para ayudar. Póngase en contacto con las Oficinas Legales de Laura Lanzisera hoy para una consulta gratuita , o llámenos al 404-991-5097.

Call Now Button